¡Lo que no envenena, es bueno!

Hace unos días, tuve la oportunidad de asistir a una de las charlas que dio el cocinero español Ferrán Adriá, en su visita a nuestro país. De entrada me llamó mucho la atención su sencillez, no se si sera acaso un mecanismo de mercadeo o no, pero el vestir siempre de negro, sumamente simple, y además, hablar de “tú a tú” con todos los que estábamos ahí presentes me parecio que son parte de sus herramientas para echarse a la bolsa a los que creíamos que se iba a comportar como lo que es considerado hace muchos años : el mejor chef del mundo.

Una vez más compruebo que es importante hacerle caso al instinto, pues esta charla desde un inicio me llamo mucho la atencion y aunque me encanta la cocina no creí que fuera a hablar del tema, al contrario, pensé que iba a contarnos un poco de sus inicios y de como se mantiene vigente en un mundo tan competitivo como lo es el de la cocina, y no me equivoque.

Resumiendo un poco, estos fueron para mi los puntos mas relevantes :
– básico : todos nosotros, exitosos o no, tenemos problemas. Esto va a ser un tema de vida recurrente y no hay mas que lidiar con ellos, punto. Así que tenemos que entender que empresas grandes y pequeñas tenemos días o épocas buenas y malas, es lo más normal del mundo.

– en cualquier negocio que queramos emprender, debemos primero preocuparnos por aprender de este, tener bases es fundamental. Por esto es muy importante estarse capacitando, más ahora, que tenemos a la mano tantas opciones para hacerlo.

Yo creo firmemente que teniendo salud y ganas, podemos hacer más de lo que nos imaginamos, la cosa es ponerse las pilas, literalmente.

– la ética, la honestidad y la disciplina son principios que en la gran mayoría de los casos aprendemos desde niños, en nuestras casas, pero que tambien son muy faciles de olvidar. Para ser profesionales confiables, debemos demostrarle a nuestros clientes, con nuestro trabajo y nuestra actitud, que tenemos esas bases; esto es algo del dia a dia, en lo que hay que estar muy alerta, porque estoy segura de que coinciden conmigo en que perder el piso es facilisimo!!

– el arriesgarse implica valentía, y en la mayoría de los casos vale la pena. El Sr.Adria nos puso el ejemplo concreto : el nunca estudió para ser chef, pero se dedicó a aprender y a tocar cuanta puerta se le ocurriera, y hoy por hoy da clases en Harvard!…de veras que casi siempre se puede.

– ” para mi, dar es garantía de estar“, nos decía, y en esto estoy 100% de acuerdo con el. Manos que dan nunca están vacías, esto para mi es una ley de vida mas que comprobada, y se aplica a muchas cosas, no solo a lo material, tambien se refiere a dar tiempo, conocimientos, atención…en fin, siempre tenemos el chance y estoy tambien hay que saber aprovecharlo.

Para terminar, cerró con una frase buenísima : ” todo lo que no envenena, es bueno!!”,  el auditorio estalló en risa y aplausos, una vez más todos fuimos cómplices en la charla, y con ese final nos dejó creo que a muchos con ganas de seguir adelante, huyendo al veneno!!!.